Lugar de la noticia: 
Madrid

Este lema es fruto de una road movie por carreteras madrileñas. Es el discurso de alguien que no pretendía dar un discurso. Ese alguien quería explicarme por qué  la Economía Social y Solidaria tenía que gritarle en su Feria madrileña al mundo que está orgulloso de no ser capitalista. Un discurso encendido, militante y luchador. Da igual quién sea él, y da igual quién sea yo.

Quizá recordéis la campaña.  El Atlético de Madrid mostró el mensaje “Orgullosos de no ser como vosotros” en un mosaico desplegado en las gradas antes del partido de vuelta de semifinales de la Liga de Campeones. Fue su respuesta al “Decidme qué se siente”, a la provocación de algunos hinchas del Real Madrid en la ida, refiriéndose a las finales ganadas en Lisboa y Milán.

Él se quedó con la voz de la afición, más allá del negocio del fútbol. Y partiendo de esta idea, argumentaba: Si somos luchadores contra corriente, manifestemos el orgullo de defender nuestros logros, esfuerzos y valores. Defender los colores, porque sudamos la camiseta. Nos enfrentamos a la precariedad del mercado laboral sí, pero al menos lo hacemos dueños de nuestras empresas y nuestras decisiones, lejos de la sumisión laboral a las grandes corporaciones. Pagamos un alto precio por nuestra coherencia, así que ¿por qué no defender sin complejos el valor de ser diferentes?.

Éstas no fueron sus palabras exactas, pero sí lo que me transmitieron. No pude apuntarlas porque iba conduciendo y trataba de no salirme de la carretera contagiada de su entusiasmo. Hasta que me asaltó una duda: ¿Pero esta Feria no es también para atraer a nuevas personas consumidoras, nuevos públicos? ¿No espantará entonces usar la palabra capitalismo? Así no llegamos a mayorías, me temo.

Íbamos tres en el coche. El otro defensor del lema lanzó una reflexión: ¿Y por qué no defender lo minoritario? Reivindicar la identidad propia, sin ambages, para convencer desde ahí a quienes, en este momento de precariedades y decepciones sociales, puedan acercarse a la economía social como una alternativa a la economía capitalista.

Y creo que ambos tenían razón. Pero aún vi otro escollo: Usamos el NO, no al capitalismo en este caso, contra toda norma del marketing convencional, que dice que para vender, hay que comunicar en afirmativo. Pero ¿Escrita por quién? Por quienes piensan en cómo vender coca-colas. Pero nosotras no vendemos bebidas azucaradas. Ni falsos entusiasmos.

Esta Feria 2017 está centrada en las economías feministas. En un momento en que el que la vida vale muy poco, la del planeta y la de las personas que lo habitamos, nuestro trabajo es asegurar su reproducción en las mejores condiciones posibles. Silvia Federici nos ha recordado estos días en su visita a Madrid que el mayor enemigo de la mujer, junto al patriarcado, es el capitalismo. Por eso este lema tiene además género femenino.

Por eso, este año proponemos que la Feria celebre su quinto cumpleaños más beligerante si cabe. El 23 y 24 de junio reivindiquemos nuestro cooperativismo, sentido de comunidad y nuestra auténtica vocación de transformación social.

Este lema es nuestra apuesta. Defiéndelo, compártelo.  Digamos, orgullosas, no al capitalismo.

TODA LA INFORMACIÓN DE LA FERIA EN: laferiamadrid.mercadosocial.net